PAGINA DE NOTAS

¡La fiesta de KAPANGA SOK llegó al Auditorio Oeste!

Kapanga se presentó en el Auditorio Oeste y repasó su discografía con un show para todos los gustos.

 

La excusa era ideal, qué mejor que festejar el día del trabajador junto a una banda que viene laburando hace bastante y que ya se ganó su lugar entre los grandes del rock nacional?

 

La noche arrancó con 2 muy buenas bandas soporte que fueron aclimatando la fiesta con un poco de reggae y ska. Primero fue el turno de Rivales, oriundos de La Plata, y después Contravos Oficial, de Villa Pueyrredón. Cuando ésta última se despidió del escenario con un cover de ‘1989’, las luces se apagaron y empezó a sonar ‘Shoot To Thrill’ de AC/DC en los parlantes.

 

El clima ya estaba en su punto justo y al toque salieron los muchachos de Quilmes con ‘No me Sueltes’ de su último disco, ‘Lima’. Pegaditos llegaron ‘Ramon’ y ‘Caballero Rojo’ con un pogo acorde a la situación. ‘Metimos más gente que Massa en Velez’ dijo el Mono haciendo alusión al acto político que se llevó a cabo hoy en el estadio de Liniers; y arrancó con ‘Demasiado’.

 

Después de ‘Volá de Acá’, la banda se tomó un minuto para recordar a Marcos Suñer (el joven de 23 años que murió mientras hacía pogo en un recital de la banda en San Rafael, Mendoza) y dedicarle ‘Albañil’. Mientras afuera llovía furiosamente, adentro la banda y su público estaban en llamas; ‘Perdóname’ (con solo de guitarra prestado de ‘Highway Star’ de Deep Purple incluido) le dio paso al set quizás más “tranquilo” de la noche con ‘Postal’ y ‘Desearía’ (este último con Dany Jiménez de invitado, que se tomó un rato para hacer una desopilante versión de ‘Hit the Road Jack’ con el Mono bailando y el público festejando la ocurrencia).

 

‘Bisabuelo’, ‘Bailarín Asesino’, ‘La Taberna’, ‘Soy Elvis’, ‘En el Camino’; hit tras hit, en casi dos horas de show y con un Auditorio Oeste colmado Kapanga repasó sus mejores temas (que a esta altura ya son clásicos inoxidables de nuestro rock y que con el tiempo suenan cada vez mejor) con un ritmo que no decayó en ningún momento y la energía arrolladora a la cual ya nos tiene acostumbrados la banda que en noviembre festejará sus primeros 20 años con un recital en el Luna Park y que en breves entrará a grabar un nuevo disco.

 

‘Aguijita de oro’, ‘Rock’, y ‘El Universal’ fueron la frutilla de un postre que nos dejó más que satisfechos y que tuvo su canto del cisne con ‘El Mono Relojero’. “Esta noche en Haedo no duerme nadie, ponemos fecha de reencuentro en noviembre”. ¡Gracias por otra fiesta kapanguera!

 

Nota publicada originalmente en: In the Flow Press

Fotografía por: Roe Underart Fotografía

Mas entradas

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *